Archivo del Autor: Blogge@ndo Seminario

A 30 DE JUNIO DE 2020…, fin de un curso muy especial

Crédito de la imagen

Más de tres meses sin escribir pero en esta ocasión ha habido motivos de sobra para hacerlo porque la vida, en global, se ha interrumpido. Todo ha quedado suspendido, paralizado, sin poder discernir en muchas ocasiones si estábamos sumergidas en un sueño (mejor dicho, una pesadilla) o lo que sucedía era real.

¡Qué raro ha sido todo! ¡Qué extraño sigue siendo todo! Estamos inmersas y rodeados de la mayor de las incertidumbres sin saber cómo evolucionará esta pandemia y ,con su evolución, cómo ira modificándose nuestra vida en cualquiera de sus ámbitos. Y en medio de esta confusión las escuelas cerradas, el alumnado y el profesorado en casa viendo interrumpido el curso y toda la planificación del proceso de enseñanza aprendizaje de un día para otro. En esta situación los centros, los profesores, los alumnos, las familias… se han tenido que reinventar.

Se ha reinventado el profesorado que han sido trabajadores indispensables, para seguir en contacto con sus alumnos y alumnas superando todo tipo de dificultades para continuar desarrollando, proponiendo, evaluando propuestas de aprendizaje y para acompañar emocionalmente a los alumnos en esta compleja situación para que siguieran, para que mantuvieran una disciplina para que no se perdieran en ese encierro forzoso y sin horizonte claro.

Se han reinventado los alumnos y alumnas que se han enfrentado a nuevas maneras de aprender y de trabajar, a nuevas situaciones que exigían de ellos desarrollar competencias quizás no suficientemente trabajadas. Han necesitado también superar situaciones difíciles (enfermedad, paro…) vividas en sus familias y no desanimarse ni tirar la toalla para acabar el curso.

Se han reinventado, también, las familias que, dentro de un confinamiento lleno de dificultades, han visto multiplicadas sus tareas teniendo que asumir entre ellas el acompañamiento de las tareas escolares de sus hijos.

En esta entrada queremos reconocer y agradecer el enorme esfuerzo de todos ellos a lo largo de estos tres meses, en especial el del profesorado que, en demasiadas ocasiones, no ha visto reconocido la importancia y el mérito de su respuesta ante esta crisis. Los centros y el profesorado han dado lo mejor de sí para que su alumnado se viera afectado en la menor medida posible por esta atípica situación. Y lo han hecho, en medio, en más ocasiones de las debidas, de la falta de orientaciones claras y del apoyo necesario por parte de la Administración.

El curso acaba, llega su fin de manera oficial, pero a nadie se nos escapa que el siguiente gran reto es poner en marcha las aulas en septiembre de una manera segura y eficaz para que la interacción, elemento indispensable en los procesos de enseñanza aprendizaje, pueda desplegarse de nuevo con toda su riqueza.

En este reencuentro del profesorado con su alumnado hablar y compartir lo que ha ocurrido, lo que se ha sentido, las vivencias de este tiempo extraño… parece indispensable para poder procesar algunas de las huellas que el confinamiento ha dejado en todos nosotros y nosotras. Por ello, y a modo de ideas, os queremos dejar algunos de los materiales para trabajar en Lengua Castellana y Literatura que han surgido a partir de esta experiencia y que se han difundido en la red en estos últimos meses. Esperamos que os puedan servir de inspiración en el comienzo del curso.

Ideas para evaluar en el área deLengua Castellana y Literatura, Blogge@ndo

Detectando bulos, Maru Domenech

Diario de un confinamiento, Sandra España y Antonio Caballero

Ventanas desde el confinamiento, Engracia Rubio

Periodismo desde el confinamiento, Mariam Calvo

¡TODO SALDRÁ BIEN!

¡FELICES Y MERECIDAS VACACIONES!

ESTRATEGIAS DE LECTURA

ESTRATEGIAS

Las prácticas lectoras están cambiando a causa de diferentes factores. Leemos otro tipo de textos, con objetivos diferentes, en contextos nuevos, en diferentes soportes… lo que supone que la escuela debe tener en cuenta todos estos elementos y asegurar que el alumnado, cuando acceda a un texto, sea capaz de apropiarse de los diferentes significados del mismo y de utilizar ese texto para conseguir diferentes objetivos.

Todo este proceso pasa por adiestrar en la comprensión superficial y profunda del texto. En ese proceso nos encontramos con alumnado que utiliza de manera autónoma diferentes estrategias para acceder al texto pero también encontramos alumnado al que debemos enseñar y guiar.

En esta tarea el libro” Estrategias de lectura” de Isabel Solé sigue siendo un referente fundamental.

La primera edición de este libro es de 1992, es decir, hace ya 28 años, y esos son los años en los que para nosotras ha sido una referencia imprescindible si hablamos de los procesos que implica el trabajo con la comprensión textual.

El prólogo de Cesar Coll y  la propia autora en la introducción, nos anuncian que la intención del libro es ayudar a los docentes y a otros profesionales de la educación en la tarea de promover en los alumnos la utilización autónoma de estrategias de comprensión lectora que les permitan interpretar y comprender  de forma profunda los textos escritos.

El libro está dividido en ocho capítulos. En el primer capítulo: “El reto de la lectura” se expone su concepción de la lectura así como las funciones de la misma en la educación escolar.

El segundo capítulo: “Leer, comprender y aprender” se centra en los elementos y factores necesarios para que los lectores puedan  interpretar el lenguaje escrito.

A partir del tercer capítulo se ocupa de la enseñanza de la lectura. En concreto el tercer capítulo en la enseñanza inicial de la lectura, alfabetización, código, conciencia metalingüística…

El cuarto capítulo tiene como eje la enseñanza de estrategias de comprensión lectora: qué es una estrategia, qué estrategias enseñar, y cómo enseñarlas, tipos de textos…

El quinto capítulo se ocupa de las estrategias antes de la lectura; el sexto, en el proceso de comprensión durante la lectura y en las estrategias que se utilizan para ir construyendo una interpretación del texto; así como para resolver problemas en el proceso; y el séptimo se centra en el qué hacer después de la lectura y en aspectos como trabajar la idea principal, el resumen, la formulación de preguntas.

Un último capítulo titulado “Cajón de sastre” aborda la evaluación, la creación de situaciones de aprendizaje…

Una referencia imprescindible para cualquier profesional del mundo educativo interesado en el desarrollo de la competencia lectora.

ISABEL SOLÉ,   Estrategias de lectura, Ed Grao. 2009

Y también os proponemos “Leer, comprender y aprender” de la misma autora publicado por Horsori editorial en el 2019.

El discurso oral formal o el reto de trabajar la oralidad en el aula

Cuando hablamos de lengua oral y de enseñar la competencia oral en el aula nuestro referente durante todos estos años ha sido y es Montserrat Vilà,

Desde que en el 84 -cuando el trabajo de lengua oral era casi inexistente en las aulas-  descubrimos ese librito (ya descatalogado, por supuesto) llamado Expresión oral, en el que  nos ofrecía importantes claves y actividades para desarrollar la didáctica de la lengua oral, hasta la lectura de sus últimas aportaciones -mucho más elaboradas-, Montserrat Vilà nos ha guiado al igual que ese faro de la portada de su libro, para caminar hacia un planteamiento serio y sistemático del trabajo de la expresión oral en las aulas.

En todo este tiempo, además, hemos tenido la oportunidad de tomar parte en varios de los cursos que imparte sobre el tema, e incluso organizarlos desde los Berritzegunes, y siempre nos han maravillado, no solo su fundamentación teórica y sus propuestas didácticas, sino también su extraordinaria competencia oral que constituye un magnífico modelo práctico para el profesorado. 

Estaremos de acuerdo seguramente en que tradicionalmente la lengua oral ha sido la gran olvidada en las aulas. Seguro que si preguntamos a cualquier docente de lenguas si le parece importante trabajar la lengua oral nos dirá que por supuesto, sin embargo esto no ha tenido un reflejo real en las programaciones didácticas ni en la práctica de aula. 

En épocas pasadas, y especialmente en el caso de las primeras lenguas, se creía que la lengua oral se adquiría en la familia o en los primeros años de escolarización, por lo que la escuela tenía que centrarse casi exclusivamente en la lengua escrita. En las últimas décadas, siendo ya conscientes de la importancia que el dominio de la lengua oral tiene para el aprendizaje y para la competencia social y profesional del alumnado, no ha sido tampoco fácil sistematizar en las programaciones didácticas el trabajo sobre lengua oral debido a la dificultad para explicitar los contenidos y estrategias a trabajar, al esfuerzo añadido que suponen estas actividades para la gestión del aula, a la problemática para registrar adecuadamente las prácticas orales, a la falta de criterios y herramientas de evaluación del discurso oral, etc.

Es verdad que las nuevas tecnologías han venido a subsanar algunos de estos inconvenientes y, hoy en día, podemos decir que el alumnado realiza más prácticas orales y que incluso crea discursos  orales o audiovisuales más a menudo, pero quizás no es tan claro que haya un trabajo previo sistemático que permita que esa competencia oral que ahora ponemos más en juego mejore y resulte más eficaz. No se trata solo de hablar sino de aprender a hablar mejor, en diferentes contextos y con diferentes finalidades.

Ahí es donde la aportación de Montserrat nos puede ayudar sobre manera. Y, entre sus libros, hemos escogido  El discurso oral formal. Contenidos de aprendizaje y secuencias didácticas, que recoge muchas de sus propuestas anteriores de una manera más desarrollada y estructurada y que da respuesta a muchos de esos interrogantes o dificultades con los que nos hemos topado en este tema. Es un libro coordinado por ella y compartido con otros autores con los que a menudo colabora (J.M. Castellà, A. Cros, M. Grau…).

Como el subtítulo ya anuncia, el libro, tiene  dos grandes partes. La primera, más teórica, se centra en los aspectos discursivos y en las estrategias retóricas que caracterizan a los géneros discursivos orales, y que constituyen el corpus de contenidos propios de la lengua oral formal. Entre ellos se analizan las estrategias comunicativas de la exposición oral, los rasgos lingüísticos y discursivos de la argumentación oral,  los recursos de modalización para adecuarse a la situación comunicativa, el valor de los elementos no verbales en la comunicación oral, etc.

La segunda parte se centra, por contra, en los aspectos metodológicos y es eminentemente práctica. Se aportan criterios metodológicos para orientar la didáctica de la lengua oral en el aula y se propone el modelo de la secuencia didáctica como el vehículo ideal para poner en práctica este trabajo. El resto del libro son precisamente varios ejemplos de secuencia didácticas que muestran cómo seleccionar los objetivos y contenidos de aprendizaje, qué tipo de actividades proponer, cómo llevar a cabo una evaluación formativa y cómo organizar la interacción en el aula… Son propuestas ya elaboradas que nos pueden servir de base para nuestra programación. Sus títulos son los siguientes:

  • La explicación de un tema académico
  • La discusión oral: argumentos y falacias
  • La defensa de un punto de vista
  • La modalización
  • La lectura en voz alta: enseñar a leer para comunicar

Leer -y escuchar si es posible- a Montse Vilá es siempre un placer. Por eso, antes de acabar queremos citar también otras publicaciones suyas que nos parecen fundamentales como “Juegos de expresión oral y escrita” que ofrece una colección de recursos sencillos basados en el juego, “Entender(se) en clase. Estrategias discursivas y habilidades comunicativas” sobre las estrategias comunicativas de los docentes  o la imprescindible  “Enseñar la competencia oral en clase. Aprender a hablar en público”, dentro de la colección 10 ideas clave, de Editorial Grao. Esperamos que su lectura os resulte tan inspiradora como lo ha sido siempre para nosotras.

 

GRAFEIN, teoría y práctica de un taller de escritura

grafein_tapa

“Un libro te salva la vida”

“Cuanto más se lee menos se imita”

“Dime lo que lees y te diré quién eres”

“Los libros deben ser como rompehielos”

Es difícil quedarse con una de esas frases porque Grafein fue un poco un conglomerado de todo lo anterior al igual que muchos  de los libros que os estamos reseñando.

Eran nuestros primeros años de profesoras de la materia en diferentes centros, con perfiles de alumnado muy dispares y, sobre todo, con muy poca experiencia docente.

Quedan en el recuerdo aquellos libros de texto con los morfemas y las desinencias verbales, las funciones del lenguaje, el origen de la lengua… y la multicopista a la que metíamos unos clichés muy largos con listas interminables de ejercicios…

Y en el aula… nuestros alumnos, al otro lado de la mesa, con una cara de insatisfacción y aburrimiento todavía mayor que la nuestra.

Encontramos en una librería, a la que solíamos acudir, un  pequeño libro cuya portada la llenaba una gran máquina de escribir. Se titulaba “Grafein, Teoría y práctica de un taller de escritura”.

Descubrirlo fue un antes y un después porque en él estaba y está el germen de  muchas propuestas de escritura que llevamos al aula. Porque ese libro nos descubrió que nuestra asignatura hay que sentirla y vivirla y para ello…hay que sacudirse mucho prejuicios, estereotipos, rutinas… nos descubrió que el aula es, precisamente, un  ser vivo al que hay que cuidar y mimar cada día para que vaya creciendo.

En Grafein, cuya primera edición data del 1981, casi cuarenta años, se encuentran propuestas diversas que sirven como base para talleres de escritura creativa, para incluir actividades a modo de “kit kat”, para fomentar la imaginación y, como no, forman parte importante de los proyectos de escritura como aliado indiscutible para fomentar las ganas de escribir.

Además Grafein hace que nuestra cabeza se despierte, que de las propuestas que aparecen en el libro, creemos un sinfín de nuevas propuestas, que las creen nuestros alumnos y alumnas…

Así comienza el prólogo:

“Este libro no es un ensayo, no es una crónica, no es un manifiesto.

Es un lugar de trabajo…Para usted lector, una tarea que realizar. Escribir. O hacer escribir.

Tras una introducción, que hay que leer, comienzan las consignas, ochenta consignas de diferentes tipos: desde las que invitan a continuar y rellenar textos pasando por las que marcan una operación, las que permiten crear textos diferentes, las que obligan a seguir pautas fijas y también las inclasificables.

La ruleta, completar el diálogo, con nombres propios, informar, collage, recontar, muro descascarado, traducción imaginaria, geminar palabras, versear, cuento policial colectivo…¿las recordáis?

A continuación, una sección denominada TEORÍA. En ella podemos encontrar textos de Borges, Cummings, Octavio Paz, Cesar Vallejo…

El impulsor del grupo-taller fue Mario Tobelem, escritor y profesor en la Facultad de Filosofía y letras en Buenos Aires.

Con el colaboraron talleristas como Silvia Adela Kohan y Ariel Lucas (1991) quienes definieron los “talleres de escritura” como:

“Un espacio para intentar infinitas variaciones, fusiones, negaciones, y digresiones…-Un lugar de juego: el trabajo incluye la diversión en este caso”

El lugar central de la actividad del grupo era la invención y exploración lúdica para producir escritura -no literatura- a partir de consignas. En la actualidad muchas de las tareas que aparecen en Grafein han sido recogidas, transformadas, ampliadas en muchos de los libros que hacen referencia a talleres literarios pero, sin lugar a dudas, este pequeño libro mantiene la frescura que tenía y en manos de un buen docente sigue teniendo un gran potencial.

Maite Alvarado, Mª Carmen Rodriguez, Mario Tobelem (1981)  Grafein Teoría y práctica de un taller de escritura.Madrid. Ed Altalena. 

LLEGA EL 2020

Terminamos un año más en el que hemos compartido experiencias, proyectos, ilusiones y buenos-malos ratos. Entramos en el 2020 al que llevaremos todos nuestros buenos deseos y una vez más lo queremos compartir con vosotros. Desde nuestro blog os deseamos los mejor .

FELIZ NAVIDAD Y FELIZ ENTRADA EN EL 2020